Zona I: Planificación contra los incendios y gestión del agua

Un elemento muy importante a integrar en la planificación de los sectores, es, sobre todo en regiones donde hay eucaliptos y/o pinos, una protección de la vivienda en caso de incendio. Se tendrá en cuenta la dirección del viento, y por donde viene el fuego cuando hay incendios en esa región antes de determinar donde se va a poner la vivienda y otras construcciones (en el caso que se empiece a cero en esa propiedad). Si se puede, hay que evitar el ponerlas en las crestas de los montes ya que ahí los incendios ocurren más fácilmente que en el fondo de los valles, también las laderas expuestas al sol pueden quemar más que las que están en el lado de umbría.

© ilustración Toni Marín

En el conjunto de la planificación se establecerán estanques, caminos, prados y se talarán todos los árboles inflamables próximos a las construcciones, reemplazándolos por otros que no sean peligrosos, (como la encina de corcho) de esta manera se reduce la superficie inflamable.
Alrededor de la casa, del establo y/o de toda otra dependencia donde haya animales, se establece una banda de unos 30 metros de ancho de hierba, (o de tierra donde se pueden dejar a las gallinas rastrear quitando todo lo que pudiera quemarse), o de parterres con plantas conteniendo agua como las uñas de gato, bordeando esta banda se ponen árboles que también contienen mucha agua como los sauces y los álamos, que si empiezan a arder sueltan un humo de vapor negruzco que corta las radiaciones ardientes del fuego impidiendo la sofocación de uno y la inflamación a distancia de otros elementos combustibles, como los tejados, etc.

En sitios donde se corre gran peligro de incendio es prudente hacer zanjas profundas en las que se pone toda clase de biomasa compostable. Estas barreras impiden que el fuego se propague subterráneamente evitando el peligro de ver un fuego que se creía apagado volver a empezar por las raíces que iban combustiendo lentamente e invisiblemente debajo del suelo.

Además de estas estrategias vegetales rodeando los sitios donde hay edificios, se puede establecer también un sistema de riego incorporado en la banda de los 30 metros, de manera que toda esa zona se encuentre empapada de agua para cuando el fuego se acerque. Hay que pensar que la alimentación de agua para este sistema no dependa de un motor, ni de electricidad que pueda ser cortada (a causa del incendio) y que os deje sin ese medio de protección activa. Tratar de poner un depósito, estanque, alberca, (o piscina) en un terreno más elevado que donde esté la casa, de esta manera podréis “regar” todo el terreno alrededor del edificio simplemente por gravedad, y las cañerías muy bien enterradas para que no corran el peligro de que se fundan.
En el caso que almacenéis el agua en una alberca, para evitar toda pérdida de agua por evaporación, echar láminas de cera de abeja (de unos 5 cm. de grosor y de cualquier tamaño de superficie) en el estanque, la cera va a fundir juntándose entre ella y formando una capa de protección sobre el agua, lo único que tenéis que tener cuidado es dejar siempre al menos unos centímetros de agua en el fondo para evitar que la cera se funda sobre el suelo del estanque.
Para donde os hará falta un motor (o traer el agua de muy alto) es para poder regar los tejados, de esta manera se impide que el fuego entre en la casa. Se puede establecer un sistema de riego automático que mantiene los tejados empapados sin que haga falta que uno se ocupe de esto, permitiéndonos hacer otra cosa o simplemente huir.

También se puede organizar un espacio de refugio en el caso de que huir ya fuera imposible, estos refugios consisten en hacer una trinchera bastante profunda (de 2 metros) y completamente cubierta (se puede enterrar un cilindro de cemento como los que se usan para las carreteras) cubriéndolo completamente de tierra, cerrándolo por un lado y por el otro con una puerta resistente al fuego (forrada de corcho), este refugio se pone cerca de la casa y se deja siempre dentro recipientes con agua y mantas de pura lana. Mientras que el fuego os tiene prisioneros dentro, vais mojando la manta, bebiendo agua y respirando a través de un paño mojado. Estos refugios se pueden utilizar como almacenes de hortalizas en tiempo normal.

Gestión del agua

En toda planificación de permacultura los deshechos, las basuras, que estos sean sólidos o líquidos, serán considerados como un recurso y sólo si no se saben utilizar se les hacen volver negativos y fuentes de contaminación.
En toda casa se va a utilizar una gran cantidad de agua y es muy importante establecer al construirla o cuando uno ocupa una casa ya hecha, el organizar las aguas usadas en 2 sistemas de evacuación que se denominan: las aguas negras (proveniendo de los wateres, habiendo estado en contacto con la materia fecal) y las aguas grises que salen de los lavabos, duchas, baños, cocina, máquina de lavar la ropa o vajilla, etc.

Para las aguas negras se puede concebir un tratamiento utilizando un sistema de lagunage con plantas acuáticas que permite el limpiarlas de todo patógeno, pero para poder instalar ese sistema hace falta que la cantidad de efluente sea suficiente para mantener el sistema en funcionamiento: en clima seco y cálido con mucha evaporación sería difícil mantenerlo si sólo hay 1 ó 2 personas utilizando el water… de todas maneras el sistema más apropiado para wáteres, que sea para poca o mucha gente es el de “letrina seca de compost”, (que ya veremos, más adelante, como hacerla).

Y en donde hubiera suficiente cantidad de materia fecal para hacer un lagunage a macrophytas sería más adecuado transformar esta masa fecal en gas metano y así generar electricidad y calor gracias a un sistema de cogeneración. La información sobre la metanización de las basuras fermentables está hoy en día (en países latinos y nuclearizados) mantenida en un silencio criminal, ya que, si todos los desperdicios de mataderos, de las industrias papeleras, vitícolas, oleíferas, etc., de las harinas de animales contaminadas, de los estiércoles de cerdos, aves, etc., de las materias fecales humanas, perrunas y de cocina de las ciudades… fueran transformados en gas natural (renovable) y por cogeneración cambiado en calor y electricidad, nuestra dependencia actual en la energía atómica y petrolífera desaparecería…

Y aunque, si uno es muy listo y dado a la mecánica, un digestor de metano se lo puede construir uno mismo; hoy en día en Alemania, Dinamarca, y otros países europeos del norte, fabrican y comercializan digestores de metano de muchos tamaños permitiendo la instalación de estos sistemas en zonas tanto rurales como urbanas, tan fácilmente como ya por España se instalan los sistemas fotovoltaicos y eólicos… para cambiar esta situación puede ayudar el contactar con todos los organismos oficiales encargados de energía y medio-ambiente, EXIGIENDO información, consejos y técnicos, así como direcciones de fabricantes o distribuidores de digestores y de motores (o pilas) para la cogeneración.

Las aguas grises aunque no se pueden reutilizar tal cual, no necesitan un sistema de lagunaje y así se evita la gran pérdida de agua debida a la evaporación y evapotranspiración causada por el sol y las plantas, de forma que si hay poca agua residual gris, no es conveniente instalar un lagunaje, utilizarla directamente para riego de árboles, setos, arbustos, etc.; con este fin se instala a la salida de la cañería viniendo de la casa, una rejilla para recoger las grasas, pelos o toda otra materia arrastrada por el agua, esta rejilla se tiene que limpiar regularmente, de éste punto se canaliza el agua con gomas de un diámetro grande para que no se obstruyan (o antes se instala un filtro de arena) de preferencia enterradas, llevándolas a las diferentes áreas que se quiere regar, y con llaves se abren o cierran las diferentes direcciones para que el agua no vaya siempre al mismo sitio; o se simplifica esto enviando estas aguas siempre al mismo punto que puede ser para el cultivo de sauces mimbreros, o de consuelda o de bambú, o de toda otra planta exigente de mucha agua.

Plantación protectora. Árboles y vegetación de difícil combustión: no resinosos, no oleaginosos; vegetación no pirófita en general. © ilustración Toni Marín

Si se quiere regar la zona de 30 metros de protección contra el fuego por aspersión se tendrá que instalar un filtro de arena antes de almacenar el agua en un depósito para tener una reserva en caso de incendio. Estos filtros se pueden comprar en las tiendas para profesionales que venden material de riego por goteo, o se lo fabrica uno mismo con un barril de 200 litros (o más pequeño) que se instala después de la rejilla y que se llena de arena unos 3/4 de alto, el agua entra por arriba y se conecta una goma a un orificio en el costado, en la parte baja del barril (para evitar que la arena se escape por este agujero se pone una rejilla de agujeros pequeños y piedras tamaño de grava gruesa cubriendo esta salida). Para almacenar el agua en altura hay que instalar un sistema de recogida del agua en un primer bidón de unos 200 litros y con una bomba (de poca fuerza, eléctrica y alimentada fotovoltaicamente) se sube el agua al depósito que se tiene a una altura suficiente para que por gravedad tenga la presión necesaria para hacer funcionar los aspersores.

La arena de estos filtros se tiene que “lavar” para que no se atasquen por saturación de materia orgánica, o se tira (podéis utilizarla donde hay árboles si estáis con tierras arcillosas, depositándola como acolchado sobre la tierra) y volvéis a poner nueva arena (de río) en el filtro. Si vais a utilizar arena de playa tenéis que lavarla bien antes para que se vaya la sal, si no el agua podría “quemar” las plantas que se rieguen al principio).
En el próximo n° seguiremos en la zona I y los detalles para la instalación de la letrina seca de compost.

© Emilia Hazelip y EcoHabitar

Zona I: El compost del Gandul y de maleza

Zona I: Gestión de las basuras y desechos

Zona I: Planificación contra los incendios y gestión del agua

Metodología para diseñar en permaculturta

Permanencia en la cultura tanto social como agrícola

Contenido relacionado

Espiral de aromáticas La espiral de aromáticas nos permite disponer de forma cómoda y sencilla de plantas para infusión, ensaladas, medicinales y de cocina.En nuestra casa,...
El agua no nos necesita, nosotros la necesitamos. ... El agua es de lo más común y algo omnipresente. Ahora bien, el hecho de que siempre la tengamos a nuestra disposición no significa que la entendamos, ...
Piscinas naturales en el mediterráneo La depuración de agua en piscinas naturalizadas sigue un esquema de funcionamiento muy similar al que podemos encontrar ...
Método de cultivo biointensivo El Método Biointensivo de cultivo es una alternativa viable para producir alimentos, no utiliza semillas híbridas, ni maquinaria, ni agroquímicos. Pon...
bool(true)

One thought on “Zona I: Planificación contra los incendios y gestión del agua

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *