Estufas de masa termica (video)

Hay muchas maneras de calentar su casa pero pocos tan simples y eficientes como las estufas rocket.

Son hasta 5 veces mas eficientes que una chimenea o una estufa de leña convencional. Logran esta eficiencia por una doble combustión que quema todo los gases de la madera y luego acumulan el calor en una masa térmica que guarda el calor desde 12 hasta 24 horas dependiendo de la masa de la estufa.

En este video vemos como Pablo Bernoala de estufasrocket. imparte un curso de autoconstrucción de estufa rocket en las oficinas de Alen & Clache en Madrid. (realización audiovisual Resilienceimages)

Entre las estufas rockets hay diferentes tipos. El modelo original de carga vertical o “J” es el mas sencillo y económico de construir. Tiene su nombre por la forma del quemador.

 

Se alimentan con maderas pequeñas y acumulan el calor en una masa térmica que puede ser un banco como vemos en este imagen.

Es típico en las estufas rocket usar un bidón. Estos bidones industriales son baratas y fácil a encontrar. Tienen la función de transmitir el calor de una forma extremadamente rápida. Esto es un concepto opuesto a la acumulación del calor que se hace con la masa térmica de la estufa.

Así que en el diseño de la estufa hay que decidir si se quiere calentar el espacio mas rápido y entonces dejar mas del bidón expuesto o en contrario guardar el calor en dentro de la masa para aprovechar del calor sobre un tiempo mas largo.

Los Batchbox son una versión de los estufas rocket que se diferencian por el quemador que llevan. Tienen un quemador que parece mucho mas a estufas mas convencionales. Aquí vemos un ejemplo de una estufa batchbox con bidón y un banco que sirve como masa térmica. Los batchbox tienen la ventaja que se deben alimentar solo una vez cada 3 horas como tienen un quemador mas grande.

Todos las estufas rockets ademas de ser muy eficientes pueden transformar el ambiente de una casa no solo con su calor pero también con su diseño artístico.

Estufas de inercia térmica

Provenientes del norte de Europa han demostrado que gracias a su eficiencia energética, la calidad del calor que ofrecen, la diversidad de formas y que hoy ya es posible encontrar buenos profesionales en nuestro país, son una buena opción a la hora de calentar nuestra vivienda.

Cada día están más de moda en España; las llamamos estufas de mampostería, de inercia, de masa, estufas rusas, balcánicas o kachelofen. Son un sistema de calefacción que se desarrolló en la Europa más fría durante la “Pequeña glaciación”, un período de bajas temperaturas que se extendió desde 1550 hasta 1850 aproximadamente. Basan su funcionamiento en la acumulación de calor y en la inercia térmica. Si en una estufa normal el humo se escapa por la chimenea a 300°C, en este tipo de estufas se busca que salga como máximo a 150°C, y que el calor se quede dentro de la casa.