“Entre Paja y Tierra” el nuevo libro de Tom Rijven

El primer libro de Tom Rijven es “Entre Paja y Tierra” y ha sido editado recientemente c¡por la editorial EcoHabitar.

Empezó su trabajo de constructor en Francia, como voluntario en una obra en 1984. Durante su vida ha trabajado en muchos lugares; es terapeuta especializado en kinesiología, pero decidió dedicarse a trabajar con la tierra y la paja. Tras aquel trabajo de voluntario el constructor le llamó para trabajar de nuevo con él y decidió aceptar.

Durante un año aprendió todas las técnicas propias de la construcción; tenía libertad para hacer lo que quisiera y eligió las dos técnicas con las que mejor se sentía, el tapial y la construcción con paja.

“Decidí trabajar cinco horas diarias. Fue difícil pues tenía mucho trabajo como kinesiólogo. Al final tuve que decidirme y me decanté por ser constructor”, comenta Tom.

Aquel año experimentó la técnica bajo tensión (CUT por sus siglas en inglés) y de french dip (chapuzón francés).

“Luego, por mi cuenta, hice construcciones con tierra-paja y con paja, y me di cuenta de las diferencias que existían entre las dos técnicas”, añade.

Fue consciente de que: “Con la tierra-paja había tres desventajas principales: es menos aislante, vulnerable al secado (tarda tres meses en secarse, lo que limita la temporada de construcción y en invierno no se puede trabajar), y la tercera es que se necesita una estructura, por lo que al final sale más caro. Por otra parte, la bala de paja es mejor aislamiento, se puede construir con ella durante todo el año y necesita menos estructura, por lo que es más económica”, argumenta Tom, para añadir: “De esta manera se minimiza el coste final, los materiales y el tiempo”.

La característica de la técnica de Tom, CUT, es que simplifica el proceso de construcción y el coste final.

“En Francia todos los carpinteros precisan de un seguro para la garantía decenal, por ejemplo, los montantes de mi muro de paja necesitaría ser de 5 x 25 cm, porque es el montante portante y mantiene los tornillos que aportan la compresión”, nos explica. Pero para su sistema CUT es suficiente 3 x 5 cm, porque la compresión que hace la bala también es portante.

Los carpinteros dicen que es el seguro quien decide, mientras que Tom dice que es la bala la que decide.

El sistema CUT

Tom explica el sistema CUT: “La primera construcción con balas de paja del mundo fue en Nebraska, EE.UU. Construyeron un edificio sin estructura de madera, llamado ahora sistema Nebraska, el muro es portante por la compresión, comprime desde arriba, pero el seguro no lo acepta, aún existiendo edificios desde 1900 como muestra de resistencia.

Tom ha utilizado este sistema de compresión modificando que comprime cada hilera de bajas de paja, resultando más estable que el Nebraska.

“En el sistema CUT el muro resiste mejor a la fuerza lateral, porque cada bala de paja es comprimida. Comprime horizontal y verticalmente, al cortar la cuerda se reparte la compresión de la bala, esta compresión horizontal actúa como arriostramiento. Es el único sistema en el que la bala tiene tres funciones para el muro: 1. Como portante. 2. Aislamiento, y 3. Como arriostramiento. Con el revoco, el muro, se puede convertir en un panel p.s.p*”.

El Flexágono

Una de sus mayores aportaciones a la bioconstrucción es el desarrollo del Flexágono: “Siempre he buscado el minimalismo. Después de dar la vuelta al mundo en bicicleta me di cuenta de que cuando viajas solo llevas tu mochila y lo que quieres es minimizar el peso. Salí de Ámsterdam con 26 kg en la mochila y volví con 12,5 kg. Viajando me he dado cuenta de que cada cosa puede tener varios usos o utilidades”.

Y esta idea la ha trasladado a la construcción, por ejemplo, en el Flexágono el sobrecimiento se construye con tres tablas de 3 cm, y algún separador de menor espesor. Es una técnica que usa menos materiales. Utilizando la idea de que la forma en “V” da la misma fuerza, la conexión de las esquinas es de un triángulo equilátero, cuando normalmente las conexiones son rectangulares.

Tom está viniendo a España con la idea de expandir su técnica y promocionar su libro Entre Paja y Tierra y considera: “Es un país con una buena tierra y tiene tradición en la construcción con tierra, además, al publicar los libros en castellano, no solo puedo llegar a la gente en España, también a Latinoamérica”.

Imparte cursos de formación para enseñar sus técnicas. Estos cursos se pueden hacer mediante intercambio, con voluntariado que aprende al mismo tiempo que se construye. Se trabajan 8 horas, como en una construcción normal. En tres semanas, el voluntariado y la propiedad, han aprendido a construir una casa desde los cimientos hasta el techo. “En tres semanas no se acaba la casa, pero se aprende cómo hacerla. Mi función es la de enseñar a construir, la propiedad es la responsable de la construcción, seguro, materiales, etc.”, y añade: “Quiero que las personas aprendan a trabajar de forma autónoma y responsable. Y, además, no se va a necesitar financiación externa, de bancos, debido al menor coste”.

Un sistema económico

Ha desarrollado esta forma de hexágono para construir muros por 250 ; considera que las ecoaldeas pueden funcionar como un banco de recursos; se pueden construir muros, guardarlos en un taller y luego venderlos. También pueden enseñar a construirlos. En su libro “Entre Paja y Tierra” cuanta todo el proceso.

Entre paja y tierra. Célula Bajo Tensión (CUT) para autoconstrucción. Portada

Le hemos preguntado como ve la bioconstrucción en Europa: “Bioconstruir significa usar los materiales disponibles asequibles, que son la paja y la tierra. Y no necesitan energía para producirlos, ya están disponibles. Hay otros materiales, como el cáñamo que es muy resistente, pero que se tiene que producir expresamente, en cambio la paja ya está en el proceso agrícola y la tierra, generalmente, está en cualquier lugar que se quiera construir”.

Si localizara otro producto de menor energía, todavía, que la paja, sin duda lo utilizaría. No utiliza la cal porque precisa de mucha energía para su fabricación. Considera que la tierra es preferible porque no necesita energía y la tenemos cerca.

Para concluir nos dice: “Ahora están saliendo leyes para la construcción con paja y eso está quitando la libertad de experimentar y de probar otras posibilidades”. 

*Calidad PRestretched panel.


Te puede interesar

Entre paja y tierra

Artículo aparecido en la revista nº 58. Puedes verla aquí

Reforma para una persona con SQM

La primera casa urbana construida de fardos de paja en Roma, Italia

50eb660cb3fc4b25d5000101_la-primera-de-casa-de-fardos-de-paja-para-uso-residencial-en-roma-italia_casa-paglia-1

© BAG Officinamobile

Hace algunos meses, en el barrio romano de Quadraro, se completó la primera residencia urbana construida de fardos de paja. La casa que fue diseñada por el equipo de la oficina BAG Offinamobile -dirigida por el arquitecto Paolo Robazza-, tiene una estructura de entramado de madera y muros de paja, además de una mezcla de tierra local y ladrillos triturados que es una reinterpretación moderna de la arquitectura vernácula tradicional romana.

El resultado es una construcción natural que “transpira”, logrando una eficiencia térmica muy alta, entregando frescura a los interiores en verano y calidez en invierno, evitando la humedad por completo.

Su materialidad afecta de manera considerable los costos de calefacción en invierno, de modo que el potencial de ahorro llega hasta un 75% en comparación con una casa convencional. Un fardo de paja no estucado, gracias a su grosor de 450 mm, tiene un valor de coeficiente de conductividad térmica (K) de 0,13 W / mqK , de modo que su rendimiento térmico es mucho mayor al esperado.

En el año 2002 la normativa italiana de construcción redujo el valor K residencial para los muros exteriores a 0,35 W / mqK, de modo que el rendimiento térmico de esta casa es mucho mayor al requerido. Además, en los muros en que la paja es mezclada con la mezcla de tierra y ladrillo, su valor K es aún menor. El suministro del material usado proviene de productores locales, reduciendo las emisiones de CO2 y los costos de transporte.

Los rasgos distintivos del proyecto no son sólo la técnica de construcción y los materiales utilizados, sino también la forma en la que fue concebido. Es, de hecho, un terreno compartido que permite a profesionales jóvenes participar en la construcción del edificio y aprender esta nueva técnica.

El objetivo de los arquitectos fue también desacreditar el pensamiento convencional de que los fardos de paja solo funcionan en contextos rurales y en edificios no-residenciales.

Vía WAN y Plataforma Arquitectura

Casa de paja en el Molino

Construcción de vivienda semienterrada con cubierta vegetal y muros autoportantes de balas de paja en baño de cal. Un taller organizado por la Fundación Ecotopía y EcoHabitar.

Desde hace unos años, se me solicita la confección de un manual de autoconstrucción biológica (con materiales vivos), sencillo y práctico.
Aquí os presento, resumidamente, lo mejor que desde mi experiencia os puedo aportar. Abierto a cuantas críticas y mejoras desee contribuir el/la lector/a y/o autoconstructor/a
Este modelo “tipo” que os presento, no debe entenderse como una memoria de proyecto estricta y rigurosa para la construcción de la vivienda, sino como un manual orientativo para la autoconstrucción, donde cabe todo tipo de adaptación según consideraciones del autoconstructor, donde su capacidad creativa y artística son uno de los pilares más importantes, (como por ejemplo disponibilidad de materiales no contemplados aquí).
Actitud y planteamientos

Ante la necesidad de construir un cobijo debemos plantearnos qué tipo de vida queremos llevar, como vivir, de qué recursos disponemos, cuales son nuestras necesidades, etc… y ello esta condicionado por nuestra actitud ante la vida, ante la existencia y ante nosotr@s mism@s.

Desde una actitud humilde, alegre, relajada, respetuosa, amable y responsable es posible tener la claridad suficiente para acometer uno de los proyectos más importante de nuestra vida.
Esto es sumamente difícil cuando nos sentimos presionadas, extresadas, heridas, humilladas, deprimidas, inseguras, etc… Si es así es preferible hacer un “alto” en nuestro vida y observarnos + analizarnos + replantearnos, quienes somos, donde estamos, de donde venimos, hacia donde queremos dirigir nuestros pasos.

Si tenemos el valor suficiente para replantearnos nuestra vida con sinceridad y humildad, observaremos que todo es más fácil si fluimos con la vida, que no hay nada más útil que poner nuestra mejor intención en cada pensamiento y acto, abiertos al devenir de la existencia.

Debemos tener una actitud de sumo respeto por la vida, por los seres de nuestro entorno, por la naturaleza… y analizar nuestra relación con ésta.
La Bioconstrucción se debe acometer desde una visión global y holística del ser humano. Ya para Hipócrates, la salud dependía no solamente de la dieta, del comportamiento y de la intención, sino también del lugar donde se vivía. Es por ello que debemos dar importancia al lugar y su entorno donde queremos integrarnos para que nuestra relación con él sea armoniosa y saludable.

Es conveniente observar lo que en ecología se denomina “Ciclo de las 3 R’s”:
Recuperar + Reutilizar + Reciclar
Todo residuo debemos transformarlo en recurso.

Criterios de diseño

  1. Construcción para familias y/o grupos de bajos recursos económicos.
  2. Construcción con materiales ecológicos; Bioconstrucción-
  3. Vivienda autosuficiente con integración de sistemas de ahorro energético.
  4. Diseño Bioclimático.
  5. Integración en el entorno, con criterios geobiológicos-
  6. Sistemas energéticos renovables.
  7. Confección en autoconstrucción.

Debemos de recopilar información referente a:

  • Mapas de situación geográfica de la región y del municipio, donde observaremos:
    • Los núcleos de población, con sus servicios, polígonos industriales y fábricas contaminantes.
    • Los tipos y vías de comunicación .
    • Los montes, valles, bosques, huertas, ríos, acequias y FUENTES NATURALES.
  • Mapa topográfico del lugar, que incluya:curvas de nivel, de la finca y alrededores.
    • Riachuelos, escorrentías y fuentes.
    • Carreteras, caminos y sendas.
    • Casas aisladas, granjas…
    • Tendidos de alta y media tensión.
    • Centros de transformación eléctrica y Tendidos de baja tensión.
    • Antenas de radar, telefonía o repetidoras de radio y televisión.
  • Memoria del biotopo del lugar (fauna y flora)
  • Climatología de la zona con históricos sobre: soleamiento, pluviométrica, vientos, termometría y humedad relativa.

 

Modelo de diseño propuesto

El modelo de diseño propuesto es para una familia y/o grupo tipo de 4 personas, por ejemplo pareja y dos niñ@s, con clara conciencia ecológica.
El planteamiento es de construcción de vivienda en planta baja con muros de paja mineralizada con cal, estructura de madera, cubierta vegetal, fogón central-estructural, y energías renovables.
Distribución de la vivienda
Recibidor (2 m2) al Sur.
Salón – Estar (20 m2) al Sur-sruoeste.
Cocina comedor (10 m2) al Sur.
Dormitorio pareja (12 m2) al Norte.
Dormitorio niñ@s (12 m2) al Noreste.
Baño (4 m2) al Oeste.
Inodoro deshidratador (2 m2) al Noroeste.
Despensa (2 m2) al Este.
Total 63,62 m2 útiles

Herramienta necesaria

Bidón 200 litros, 50m de manguera de 1” con llave de bola, 2 cubos de 25 litros, carretilla de obra, carretilla pastera, pala, pico, azadón, piqueta, 2 calderetas, 2 paletas, 2 paletines, 2 llanas, rasqueta, cepillo, esponjas, escuadra, plomada, cordel, nivel, barra de uña (pata cabra), martillo, maza de goma, maceta, macedazo y pisón, cinceles, sierra de hierro, sierra de madera, serrucho, serrote, berbiquí de mano, juego de brocas, juego de formones, azuela, cepillo, juego de cuchillas, cutter, tijeras, juego de destornilladores, juego de llaves fijas, llave inglesa 1,1/2”, llave de perro 2”, llaves de tubo, alicates, tenazas, corta vidrios, navaja, lapiceros, metro 2m, metro de 25m, grapadora con 10 cajas (cajas de 100 grapas de 10×14), pisón de 20kg, tubo cuadradillo laminado y galvanizado de 5m 40×40, guantes, botas, gafas, gorro…
Polipasto 2 toneladas, tractel, polea, hormigonera manual, cordel (un rollo 1000m 0,5mm, otro rollo 250m 1mm), alambre dulce (un rollo 50 kg 1,2mm y otro 50 Kg de 2,5mm), cincha de 60mm y 8 m con carraca, 50m de cuerda escalador de 8 mm con 4 mosquetones, 2 carretes de hilo de pita para 40Kg.