La cal artesanal

cal aéreaMorón de la Frontera se encuentra al Sureste de la Provincia de Sevilla, donde termina la dilatada Campiña y comienzan las ondulaciones que dan paso a la Sierra Sur Sevillana.

A los pies de la Sierra de Esparteros, una de esas primeras ondulaciones y a 5,5 kilometros al suroeste de Morón, se encuentra la Aldea de la Calera de la Sierra.

En ella, la empresa Gordillo’s Cal de Morón produce,  desde hace más de 150 años, en hornos de tipología árabe, cal aérea artesanal para la construcción.

Se trata, probablemente, de la única y última producción a gran escala de cal aérea artesanal en Europa.

Isidoro Gordillo, cabeza visible de esta empresa familiar, hijo, nieto y biznieto de caleros, sigue manteniendo vivo el fuego de una tradición artesanal que, tras quedar en el olvido de la civilización moderna durante décadas, vuelve a retomar el pulso de su verdadero e inmenso valor, de su autenticidad y de su transcendencia medioambiental, en tiempos tan necesitados de estos valores como el actual.

Isidoro, “calero de Morón” orgulloso de su condición, nos recuerda la tradición calera de la aldea: “A mediados del siglo XIX ya existían más de 22 hornos  para su fabricación, destacando la repercusión que esta actividad tuvo en otras comarcas o regiones donde actividades como la construcción, la agricultura y otras actividades económicas dependían de la cal. Así, podemos hablar del tratamiento de las vendimias en Cádiz, la minería en Huelva, la siderúrgica en Sevilla, etc.”

 

Cal de Morón – Tradición artesanal

Un poco de historia acerca de la producción calera en Morón.

Ni que decir tiene que Morón y cal, son dos términos que han ido unidos desde tiempo inmemorial, siendo muy difícil entenderlos por separado.

La prosperidad de los pueblos y sus gentes no son el resultado de circunstancias fortuitas o casuales, sino fruto del trabajo, tesón y empeño llevados a cabo por sus integrantes, así como saber aprovechar y encauzar sabiamente los medios dispuestos a su alcance.

Esta situación fue la que aprovechó el pueblo de Morón con la llegada del ferrocarril a su localidad y que, como veremos a continuación, le llevó a su época dorada, pues con la mejora de los caminos y vías de comunicación y la puesta en marcha de la línea férrea, el auge económico y experimentó un importantísimo impulso en este pueblo sevillano.

 
bool(true)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *