La Bioconstrucción: una oportunidad frente a la crisis

“La crisis es una gran oportunidad para cambiar el rumbo de la arquitectura”. Así lo ha defendido Petra Jebens Zirkel, arquitecta alemana especializada en la rama de Bioconstrucción y colaboradora del Máster de Bioconstrucción que imparte la Universidad de Lérida.

Ya nadie duda de que la construcción ha sido uno de los sectores más perjudicados por la crisis económica. Sólo en Canarias, ha perdido desde 2008 un total de 7.000 empresas, 2.000 de ellas especializadas, y se han destruido casi 34.000 empleos. Sin embargo, la denominada Bioconstrucción ha logrado sobrevivir a esta coyuntura y está brindando desde hace años una nueva oportunidad al sector, sobre todo a los miles de arquitectos y aparejadores españoles que engrosan las listas del paro.

“La crisis es una gran oportunidad para cambiar el rumbo de la arquitectura”. Así lo ha defendido Petra Jebens Zirkel, arquitecta alemana especializada en la rama de Bioconstrucción y colaboradora del Máster de Bioconstrucción que imparte la Universidad de Lérida.

En una entrevista concedida a Europa Press, Petra Jebens explicó que la Bioconstrucción es una ciencia que se practica en Alemania desde 1976, fecha en la que se fundó el Instituto Alemán de Bioconstrucción (IBN) como consecuencia de las enfermedades que padecían las viviendas de la época, especialmente, por la contaminación química producida por los materiales sintéticos empleados.

Surge entonces una nueva manera de entender la arquitectura, que concibe la casa como un ecosistema dinámico, armónico y en equilibrio con sus habitantes, la naturaleza y el entorno, algo que antiguamente y en otras culturas era el enfoque natural y lógico.

En la antigüedad, indica Petra Jebens, la construcción siempre ha sido respetuosa con el Medio Ambiente, pues se utilizaban los materiales propios del lugar y se aprovechaban los recursos naturales (sol, viento, agua). “Sin embargo, la arquitectura moderna ha olvidado estas pautas y se construyen edificios que parecen iguales en todas las zonas climáticas”.

Por ello, considera que el parón que ha sufrido el sector de la construcción debe servir para hacer una reflexión y redefinir los actuales modelos, en tanto en cuanto durante todos estos años “se ha construido de cualquier manera y derrochando de forma increíble”, lo que ha provocado que en lugares como el Norte de la Península, donde el clima es muy duro, se hayan levantado “casas de cartón” que tienen un gasto en calefacción de varios cientos de euros. “Ahora es un buen momento de reflexionar y hacerlo mejor”.

Asimismo, la Bioconstrucción trae consigo una serie de importantes ventajas. Primero, son edificios saludables por la elección de los materiales; en segundo lugar, son construcciones de ‘energía cero’, ya que gastan muy poco y suponen un gran ahorro energético; y tercero, a lo largo de los años resultan más económicos que los edificios convencionales, toda vez que no necesitan mucho mantenimiento.

 

Signos de recuperación

Una vez que desaparezcan los efectos de la crisis y la construcción comience a evidenciar signos de recuperación, según Jebens, el sector tendrá que ser más prudente y asumir los conceptos de la Bioconstrucción; además, está segura de que habrá cada vez más arquitectos que quieran aprenderlos y ponerlos en práctica.

El estudio que la arquitecta alemana dirige en Sobrarbe (Aragón) ha sido testigo de que cada vez hay más gente que apuesta por la Bioconstrucción a la hora de hacer una casa. En los últimos 18 años, el equipo de Petra Jebens ha ejecutado unos noventa edificios siguiendo este modelo, la mayoría en las zonas rurales de la Península, y en Canarias están proyectando la construcción de una vivienda unifamiliar en la isla de El Hierro.

Además, son muchos los técnicos que quieren conocer qué es la Bioconstrucción, tal y como demuestra, por ejemplo, el Máster de Bioconstrucción de la Universidad de Lérida, que cuenta en la actualidad con 190 alumnos matriculados.

Todo ello permitirá a medio y largo plazo que el trabajo de reforma y rehabilitación que se ha de llevar a cabo en el millón de vivienda vacías que hay en España se pueda hacer siguiendo las pautas de la arquitectura bioclimática y de la Bioconstrucción. De hecho, Jebens ya ha detectado en Canarias una cierta concienciación por parte de las administraciones públicas y los usuarios en este sentido, aunque admite que todavía se le está dando un enfoque más cercano a la arquitectura bioclimática.

La arquitecta alemana pone de ejemplo las Casas Bioclimáticas del ITER, en el sur de Tenerife, edificios “muy adaptados al clima pero que carecen todavía de algunas de las pautas de la Bioconstrucción: elección de los materiales, el conjunto del ahorro… Aún falta una visión más amplia pero suponen un gran paso”, concluyó.

 

Las 25 reglas de la bioconstrucción

Petra Jebens Zirkel ofrecerá el próximo martes, 14 de febrero, a las 11.00 horas una charla divulgativa en el Salón de Actos del Colegio Oficial de Aparejadores, Arquitectos Técnicos e Ingenieros de Edificación de Santa Cruz de Tenerife (Rambla Santa Cruz, 151, bajo).

La charla, titulada ‘Las 25 reglas básicas de la Bioconstrucción’, versará sobre estos 25 conceptos elaborados en 1979 por el Instituto Alemán de Bioconstrucción (IBN) y actualizados cada dos años, y que reflejan los principios fundamentales de toda construcción, vivienda y urbanismo sano desde una visión holística.

Se trata de materiales de construcción, el Medio Ambiente, el ambiente interior, la energía y el agua, que siempre están interrelacionados entre personas, viviendas y el entorno.

En cada caso habrá que sopesar los distintos factores y aceptar soluciones de compromiso responsables. Estas 25 reglas básicas pueden servir de orientación para los profesionales, promotores y agentes diversos relacionados con el proceso constructivo.

Para formalizar la inscripción, los interesados (colegiados: 5 euros; no colegiados: 8 euros) deberán abonar el importe en efectivo en la Caja del Colegio o mediante transferencia bancaria a la cuenta corriente 2065 0005 31 1401001244, en el concepto deben poner su nombre completo y enviar el justificante al correo electrónico bpino@coaat-tfe.com o al fax 922 244 506.

Contenido relacionado

Baso eskola o la escuela en el bosque Desde hace años, las tendencias pedagógicas nórdicas abogan por la incorporación del bosque como espacio de aprendizaje, juego y conocimiento de nuest...
Recuperando un pueblo Situado entre las comarcas de la Segarra y la Conca de Barberà, el pueblo naturista de El Fonoll se encuentra rodeado de tres importantes núcleos ...
Un hábitat saludable y ecológico Todos deberíamos tener derecho a comer alimentos saludable libres de pesticidas, vestirnos con prendas sin químicos que no irriten nuestra piel, a res...
Y después qué?… Uno de los edificios más emblématicos del la Expo de Zaragoza, el “Botijo”, languidece a orillas del Ebro, después de haber sido el “faro” de las prop...
bool(true)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *